El sistema frigorífico, conocido también como “sistema de refrigeración”, es una combinación mecánica que utiliza las propiedades termodinámicas de la materia para trasladar energía térmica en forma de calor entre dos o más puntos conforme se requiera. Esto, para lograr una menor temperatura que beneficie a las diferentes industrias en el mundo. ¿Alguna vez te preguntaste para qué sirven? Pues familiarízate con la refrigeración. Quédate que vamos a averiguarlo.

¿Qué es un sistema de refrigeración?

Un sistema de refrigeración es un proceso que transforma los altos niveles de calor en aire frío transportando calor de un lugar a otro. Es común asociarlo con el aire acondicionado. Sin embargo, este sistema es único ya que su objetivo no se encuentra limitado al ambiente interno, siendo perfecto para mantener bajas las temperaturas externas o para conservar productos fríos dentro de un lugar.

Entonces, ¿para qué sirve?

Habiendo explicado el concepto del sistema de refrigeración, queda responder a la pregunta que da sentido al artículo. Y es que estos equipos tecnológicos ofrecen un gran abanico de aplicaciones a la industria alimentaria, pero ninguno como su razón de ser: desacelerar la reproducción de bacterias en los productos perecibles. Estos contribuyen a preservarlas intactas con sus propiedades como sabor, textura, olor o color originales. De ahí el porqué de su alias “conservador”.

Tipos de sistemas

Existen dos tipos: los que son a base de agua o de frío seco.  El primero es el más común ya que lo solicitan desde las empresas de alimentos hasta la industria textil. Por contraparte, el segundo no requiere un medio para transportar calor ya que funciona a través de congelación-descongelación del refrigerante dentro de su circuito interno. Por lo que, dependiendo de las necesidades del cliente, uno le resulta más provechoso que el otro.

  • Sistema a base de agua: Tiene dos componentes principales: el condensador y la válvula para verter agua sobre las serpentinas. Su funcionamiento se basa en que cuando el vapor refrigerante llega al condensador, produce calor; éste pasa a estado frío (agua) produciendo presión por evaporación y así controlar las temperaturas externas con menos energía consumida.
  • Sistema a base de frío seco: Es aquel que no requiere utilizar agua para su procesamiento ya que funciona a través de congelación-descongelación del refrigerante. Por lo tanto, la temperatura fría se mantiene sin necesidad de agua ya que no existe el procesamiento adicional entre condensador y válvulas.

Industrias que usan la refrigeración 

Ya que el sistema de refrigeración surgió por la necesidad de controlar las altas temperaturas causadas por toda la actividad laboral o maquinaria industrial existente, los expertos recomendaron incorporar este tipo de sistemas para asegurar una vida útil de sus equipos y herramientas. No obstante, como todo producto siempre habrá sectores que lo usen más que otros. Algunos de estos son: 

  • Industria textil: Las fábricas textiles invierten capital en ellas constantemente debido al calor generado por el trabajo manual así como la maquinaria empleada durante su procesamiento. Es por eso, que las industrias textiles son las que más usan este tipo de sistema.
  • Industria alimentaria: El mantener preservado los productos es un trabajo complicado. Por esta razón existe un mercado considerable de acondicionador de frío industrial. Sin embargo, no todos los productos se someten a refrigeración ya que ésta depende de cada receta o empresa.
  • Industria automotriz: Los productos afectados son vehículos, piezas mecánicas, herramientas eléctricas e incluso materiales para mantenimiento. Éstos deben ser conservados dentro del área frigorífica hasta que se les dé un uso, así como para mantener los motores de las unidades.

Proceso de la refrigeración

El proceso de un sistema de refrigeración está compuesto por dos fases principales: la compresión y la expansión. Sin embargo, existen otros que son igual de importantes y estudiados entre las que figuran: la disolución de ciertos solutos en un solvente, fusión, vaporización, sublimación, efecto termoeléctrico, desmagnetización adiabática, termoacústica y expansión de un gas previamente comprimido.

Presiones en el ciclo básico de refrigeración

Ya para finalizar, existen dos presiones en el ciclo básico de refrigeración por compresión: la de evaporación o de baja presión y la de condensación o de alta presión. En este, el refrigerante actúa como medio de transporte para mover el calor desde el evaporador hacia el condensador, donde es despedido a la atmósfera o al agua de enfriamiento. Un cambio de estado líquido a vapor, y viceversa, permite al refrigerante absorber y descargar grandes cantidades de calor en forma eficiente.

Friopacking al servicio de tus necesidades

Con más de 13 años de trabajo ininterrumpido dentro del mercado nacional e internacional, Friopacking es tu socio ideal para conseguir el mejor sistema de refrigeración. Nuestras sofisticadas soluciones integrales nos han hecho trabajar con firmas importantes como Agrovision, Viru, Hortifrut, Danper, Casa Grande, Medlog, Ecosac, Vanguard, Sunfruits, Safco, entre otros. Nuestro objetivo es claro: brindar soluciones eficientes, confiables y sobre todo de buena calidad bajo inversiones muy competitivas en el mercado.

No lo pienses más, la solución está al alcance de tus manos. Haz Clic Aquí y pide una asesoría para tu proyecto. También puedes llamarnos al +511 6396148 o escribirnos al correo electrónico ventas@friopacking.pe.

Ubícanos en cualquiera de nuestras 5 sedes a nivel nacional:

Estamos en la Av. 28 de Julio #753 Oficina. 802, Miraflores, Lima; en Panamericana sur km 298 Ica; en calle Los Laureles #242 – California – Trujillo; calle Los Tulipanes Mz LL Lt 30 – Urb. Santa María del Pinar – Piura; y el Almacén general Pan. Sur Km. 29 Int. H2 – Megacentro Lurín – Lima, Perú. Friopacking, Expertos en Refrigeración Industrial.